DondeQuieroIr

Lo mejor de la arquitectura, historia y belleza de Copenhague

Copenhague

Copenhague es la capital de Dinamarca y antiguamente un pueblo de vikingos (Siglo X), cuya actividad más común era la pesca debido a la costa que la delimita. Varios siglos después durante las épocas del reinado del siglo XVII, fue finalmente constituido como la capital del país, debido a la gran actividad que se llevaba a cabo, en cuanto a instituciones, fuerzas armadas, comercio y más. Sin embargo, en aquellas épocas, se vivió grandes catástrofes como plagas e incendios que obligaron a reconstruir la capital, levantando hermosos y majestuosos edificios muy característicos de este lugar. Muchos años después, posterior de la Segunda Guerra Mundial y muchos otros golpes de las guerras, se comenzó a fomentar el mercadeo y las poblaciones que vivirían en paz desde aquel entonces.

Hoy en día, Copenhague es considerada como una de las mejores ciudades para vivir a nivel mundial, debido a su gran riqueza cultural, bajo índice de delincuencia, hermosas arquitecturas  únicas que son auténticas obras de arte, bienes públicos, desarrollo económico, medios de transporte eficaces y un estilo de vida muy pacífico, a pesar de su turbio pasado que dió paso a esta magnífica ciudad.

Al visitar Copenhague, te darás cuenta de la hermosa ciudad que es y la gran cantidad de bellos suburbios en donde reina la tranquilidad, además podrás ser testigo de su increíble arquitectura como el Museo Nacional de Arte de Copenhague, que es de hecho el más extenso de todo el país de Dinamarca y donde se expone arte, tanto nacional como internacional, que abarcan desde el siglo XIV hasta nuestros días. Es un sitio hermoso que podrás visitar todos los días, excepto los lunes durante el día.

Otra magnífica arquitectura que debes de visitar obligatoriamente es la Iglesia de Mármol, un templo luterano con una maravillosa cúpula verde y un exquisito diseño en mármol al estilo rococó, que fue edificado en 1749 por mandato del rey Federico V, aunque estuvo varios años en pausa, finalmente su construcción fue concluida en 1894 con detalles en barroco. Si el exterior es impresionante y lleno de detalle, el interior te dejará boquiabierto con todas las pinturas y detalles religiosos y finos que te asombrarán.

Además, también debes visitar el Castillo de Rosenborg, que posee un gran valor histórico y una magnífica vista, pero también visitar el Nyhavn; el puerto de Copenhague caracterizado por sus edificios coloridos como arcoíris, un sitio perfecto para comer en un restaurante con lo mejor de la comida local y de fondo el hermoso puerto.

Muy cerca de ahí, podrás encontrar hoteles con encanto para tener una excelente estancia, muy al estilo único de Copenhague, con su increíble arquitectura, su servicio siempre hospitalario, su orden y sus grandes comodidades.

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: Contenido protegido!